la infidelidad, la falta de compromiso y respeto, empieza por ti

eres infiel cuando te faltas al respeto, y faltas a un compromiso básico de bienestar emocional poniéndote en manos de otra persona; por ejemplo, cuando estás junto a alguien por necesidad, cuando buscas que esa persona tenga cosas que pueda darte, cuando estás en un trabajo que no te hace feliz, o cuando haces cosas que no te gustan sólo porque a otros les parece la mejor opción

cuando dejas de serte fiel proyectas esa falta de respeto hacia tu amor propio, y resuenas con situaciones donde las personas infieles, las oportunidades que no llegan y las cosas que pierdes estarán a la orden del día

es triste, pero por un mero precepto de culpabilidad, herencia de la religión y la cultura, millones de personas andan más preocupadas de no ser infieles o de que no les sean infieles, en lugar de ocuparse de ser fieles a sí mismas

los pasos hacia la propia infidelidad son sutiles, silenciosos, y comienzan cuando obedeces algo por lo que no te respetas, cuando estás con personas por cuya forma de ser no sientes amor, con las que realmente, en lo más profundo de ti, no quieres estar, o haces cosas que realmente no quieres hacer

descubrir que la infidelidad comienza en el propio centro, y se propaga hacia todos los niveles de nuestra vida puede desvelar un panorama desalentador, demasiado trabajo por hacer, infinidad de situaciones por corregir… pero siempre se empieza por una: completarte

si te descubres siéndote infiel, si buscas en los demás cosas para ti, aunque sea en cosas pequeñas, irrelevantes, comprende que esa es la semilla que, tras echar raíces, acabará convirtiéndose en una persona que te engaña, un jefe que te humilla o una amistad que resultaba no serlo

arregla esas pequeñas cosas, no permitas que prosperen las situaciones sin amor hacia ti, porque tú ya te das todo sin necesidad de buscarlo en personas a las que no amas, y todo empezará a funcionar

fuerza para vibrar en alta fidelidad 🌟

pulsa para ver en facebook

uso de cookies

centro punto cero utiliza cookies. si continúas navegando aceptas su uso

pulsa en este enlace para más información. ACEPTAR

Aviso de cookies