vuelo 606 

vuelo en una desenvoltura de metal,
vuelo en un cuento de ráfagas de tornillos.
vengo de un eterno cigarro permitido,
voy hacia la implosión de cada uno de tus giros

en tierra mis pies, jugando a ser manecillas de reloj.
en el aire mi mirada, con los humos y los sigilos.
contemplo cómo ascienden el color, las cremalleras,
los despeinados, las gargantas

he aquí un vuelo de egos y miserias

poso mi conciencia a través de un cristal que navega a distancia por el agua.
el que ha rechazado el disfraz del ego para el baile.

un cristal que me dice: “chaleco salvavidas a 33.000 emociones por segundo”.
un cristal que me dice: “tarjeta de embarque rumbo a su destino,
en un rincón de un disco duro”

un cristal que me dice que un despegue irrumpe en el alma de todos mis libros,
y que divisar un aeropuerto a mi llegada,
no es más que el contrapunto del kairós:

un atlas. un largo camino

carlos burgos, 12 de septiembre de 2010

centro punto cero utiliza cookies | si continúas navegando aceptas su uso | pulsa en este enlace para más información

  ACEPTAR
Aviso de cookies