opiniones

9 Comentarios

  1. Eliana

    El trabajo del taograma, es un camino de preguntas y respuestas que están en tu interior…Antes de iniciar el trabajo con Carlos estaba ansiosa, porque me imaginaba que el taograma era como la bola mágica, que me daría todas las respuestas, pero aunque me costo viajar a mi interior y a veces lo evitaba, me fui dando cuenta, que el taograma, me estaba señalando por medio de claves, todo eso que habita en mi, aspectos inconscientes de mi ser, que permanecían dormidos, sin luz, olvidados…pero que al ser sacados a la luz, me dejan ver claramente todos esos bloqueos, convertidos en pensamientos, que debilitan mis acciones y me impiden avanzar…

    La guía de Carlos es fundamental, siempre esta al pendiente, señalándote el camino e incluso mostrándote eso que a veces no queremos ver, que no reconocemos en nosotros mismos. Carlos no esta ahí para decirte lo que tienes que responder, sino para mostrarte que puedes hacer lo mejor con lo que tienes, pero eso depende de cada uno.

    El aprendizaje con el taograma es grande y le da luz a todas esas oscuridades que habitan en nuestro interior, para observarlas, para mejorarlas y poder transformarlas…Pero lo más importante es que nos deja la certeza y claridad de que todos esos aspectos que nos duelen, que nos hacen sufrir, que nos llenan de miedo, podemos ir cambiándolos, con la fuerza de nuestros pensamientos enfocados en mejorar y con toda la intención y convicción de que si lo lograremos.

    Gracias Carlos

    Responder
  2. Mega

    Después de un drama me quedé con la la sensación de que me dejaban con mil preguntas sin responder. Ya no me paralizaban, pero estaban ahí porque nunca antes me había parado a pensarlas, no sea que no me gustara la respuesta. El taograma me saca las preguntas y las tengo que encarar. Y en el proceso aparecen más, y son aún mejores porque ni siquiera era consciente de que las tenía. Y entonces aparece una reflexión, que igual no es una respuesta al uso, pero que es mucho mejor. En el proceso escribes lo que va surgiendo, pero todo lo que va pasando en tu mente es muchisimo más. Por lo menos en mi caso, no son sensaciones que puedas explicar fácilmente, pero lo que sé seguro es que quiero volver a tenerlas. Joder, gracias Carlos.

    Responder
  3. Vanesa

    Llevo ya tiempo siguiendo a Carlos y he trabajado con él a través de varios encuentros y guías. Respecto al Taograma (junto a los otros trabajos), puedo decir que ha sido para mí el mejor camino para comprender qué es el despertar ese espiritual que todos buscamos y luego actuar y experimentar cambios reales en mi vida.
    Leer libros, oir charlas y llenar la cabeza de conceptos no sirve de nada cuando la cosa se pone jodida en la experiencia. Quizás alivia un poco, pero no implica cambios, y en mi caso hacía que volviera a revivir lo mismo una y otra vez cambiando de caras, de escenarios…pero no funcionaba realmente.
    Gracias al trabajo con Carlos he aprendido a atravesar los miedos. Actuar a pesar de ellos, siendo primero consciente, y eso sólo se consigue currando mucho, escribiendo mucho y confiando mucho en en él (en mi reflejo a través de el)…aunque a veces no lo comprendiera del todo con la mente digamos “racional”.
    Reconozco que en ocasiones me agotaba mirando dentro, y viendo tanta cosa que no me gustaba, que llegué a querer salir corriendo en alguna ocasión.
    Pero él facilita todo mucho. Transmite confianza e implicación real. Es auténtico y se compromete con el trabajo. Para mí lo más parecido a un gurú. Sus lecturas, videos, reflexiones y confrontaciones, junto al trabajo propio (por supuesto) te ponen en una frecuencia de caminar hacia delante a pesar de los “peros”, y experimentar lo que realmente es evolucionar. A veces no consigues comprender del todo cómo sucede, pero tu cabeza va encajando piezas poco a poco, como si fuera un puzzle, y sabes que ya nunca volverás a la casilla de salida. He conseguido experimentar quien soy realmente, pasando de centrarme en esperar respuestas y victimizarme y dramatizar si éstas no llegaban, a tener consciencia de que soy quien las formula. Ser consciente de mi potencial. Cambiar el punto de vista e identificarme con el observador…Todo esto siguen siendo conceptos que si no los experimentas, cuesta expresarlos.
    En mi caso he manifestado cambios a nivel físico (que no eran mi objetivo inicial, pero han sido un grato regalo para mi), he aprendido a enfrentar situaciones a veces muy duras que se me han manifestado, e incluso estoy aprendiendo una nueva forma de relacionarme. Por todo ello estoy eternamente agradecida a Carlos, aunque aún me queda mucho camino por recorrer. Continuaré trabajando con él, seguro.

    Responder
  4. M.Angeles

    Encontré a Carlos buscando en webs y foros la manera de superar una ruptura. Me gustó su filosofía, el enfoque que le daba (sin tener ni idea de autoayuda ni técnicas de crecimiento ni superación) y sobretodo me gusto su manera de comunicar, sin postureos, clara, directa, cercana y sobretodo sin soluciones mágicas y gratuitas en implicación.
    En un encuentro me habló del taograma y aunque en un principio el método me pareció curioso (el trabajo personal a realizar surge tras lanzar al aire unas monedas mientras enfocas y te conectas mentalmente a la situación que quieres superar .… ) y así explicado sin mas puede parecer incluso mas fantasioso que lo que leía en las webs sobre la visualización (si piensas en algo y lo visualizas lo consigues, chimpún, así, sin mas!) su razonamiento sobre el objetivo de su trabajo a través de la autoexpliración y conexión con recuerdos, sensaciones y reflexiones , te convencen sin dudarlo de que en su método hay algo mas, hay una implicación personal, un trabajo a hacer, una responsabilidad propia en todo ello. Y eso me gustó.
    Mi experiencia fue reveladora… de una manera fácil y sencilla te sumerge, en mi caso por primera vez, en momentos vitales, en emociones que ni sabias que existían, dramas, situaciones no superadas… te expone, te muestra, exteriorizas, de manera fluida y hasta inconsciente, te desnuda en cierta manera y te hace mirarte en el espejo aunque no te gusta lo que ves… pero eres tu…
    y lo mas importante, te libera, te hace despertar…. Os acordáis del juego de la gallinita ciega, que te daban tres vueltas con los ojos tapados y por un momento te desorientabas pero luego eras capaz de ganar el juego? Pues para mi fue algo así: era yo, era mi vida y mis experiencias pero tras las vueltas (trabajando el taograma) era como ver otra realidad, otra yo, sientes un momento de desorientación, de haber quitado el piloto automático y no saber pisar sola el acelerador pero intuitivamente y sin saber cómo te pones de nuevo en el camino: una nueva percepción llega solo tras el trabajo de soltar y trascender… es increíble cómo lo consigue…
    La experiencia la califico arrolladora en todos los niveles, tanto en positivo (por los resultados) como por el zarandeo emocional que te pega). Y siempre, siempre con Carlos de acompañante, sin dejarte sola, atendiéndote en todo momento, haciéndotelo fácil, confiando en ti, y siempre con esa sencillez, generosidad y profesionalidad…
    Para mi el taograma significo un cambio de autoconcepcion, de patrones, de percepciones… que ha hecho que quiera seguir profundizando y aprendido… se te abre un mundo al que es difícil renunciar cuando sabes que puedes mejorarlo aun mas. Ahora estoy con una guía de 22 días y no descarto seguir porque que Carlos este al otro lado es toda una garantía de éxito!

    Responder
  5. Guillermo

    He trabajado varias veces con Carlos.

    En otras ocasiones he trabajado siempre sobre situaciones limitantes a posteriori, pero de alguna manera seguía enganchando en un bucle sin fin de situaciones que se repetían una y otra vez.

    Para mi este último trabajo ha sido una experiencia transformadora, pero no como imaginaba.

    He acudido a Carlos más veces de las que recuerdo buscando respuestas para dejar de ser lo que era. Salir de ese bucle en el que me encontraba atrapado que solo me provocaba frustración e impotencia.

    Me cuesta explicar lo sucedido en el trabajo haciendo justicia a la labor que desempeña Carlos. El te guía para que te hagas las preguntas adecuadas.

    El problema es que las preguntas adecuadas son verdades incómodas que no queremos oír, y mucho menos responder.

    Desvestir las capas de la cebolla, dejar al desnudo lo que uno es es una ha sido una de las experiencias más abrumadoras que he sentido nunca.

    Si me gustaría puntualizar que, en mi experiencia, lo que uno encuentra en este trabajo es solo aquello que uno está dispuesto a encontrar.

    Lo mejor que me sale para describir lo que sucede es que Carlos actúa como catalizador de lo que llevas dentro, no te devolverá la vista si estás ciego, pero te ayudara a ver que lo estás para que dejes de sufrir porque quieres ver, y a partir de ahí, sucede el resto.

    Responder
  6. Marióm Cruz

    Con el Taograma me pasó lo siguiente, y es que esperaba que las monedas me dieran respuesta o guía a ciertas inquietudes que tenía, pero esto no fue así, lo que pasa con el taograma de Carlos es que te lleva casi sin que lo notes a responder aquellas dudas por ti misma, incluso aparecen respuestas que ni siquiera buscabas, pero que son importantes para tu proceso, debo decir que al principio no es fácil, ir hasta el fondo a veces duele, pero conforme vas escribiendo y avanzando en tu taograma, empiezas a entender , aceptar y abrazar todo lo que te ha llevado hasta éste momento. Este proceso es muy aliviador; hay pesos que caen, muros que desaparecen y sobre todo ayuda a entenderte mejor, pienso que el método que utiliza Carlos es muy certero, porque no es lo mismo leer anécdotas ajenas o soluciones que se adaptan a tus dudas a encontrar las respuestas desde tu interior a través de la escritura, siento que esto no tiene precio y que es una ayuda real. He trabajado varias guías con Carlos y todas me han ayudado a crecer, y el Taograma no ha sido la excepción, como siempre me ha sorprendido, me ha llevado al límite, me ha confrontado, pero sobre todo me ha llevado a abrazar aún más todo lo que soy, agradezco mucho el compromiso, la creatividad y sobre todo el Amor con que Carlos Burgos desarrolla sus guías y todo su trabajo en general, al final siento que Carlos me guía para ser mi propia guía ♥ y para mí esto es invaluable.

    Responder
  7. eored777

    Atreverse a ser uno mismo es uno de los mayores desafíos que podemos conseguir a lo largo de nuestra vida. Todo empieza por ser consciente de nuestros defectos y virtudes para vencer el miedo que nos impide ser auténticos des de el corazón. Con tu Taograma dejaras de ir por este Mundo como “pollo sin cabeza”, con la “mascara puesta” para aparentar lo que no eres o con la “coraza de tortuga”para esconderte de tus miedos. Este ha sido mi trabajo con mi Taograma, aflorar mis aspectos inconscientes que me limitan como ser humano, ya sea relacionándome conmigo mismo o con los demás.

    Con Carlos Burgos trabajarás duro, directo y sin anestesia:). Cuando digo trabajar no me refiero a leer y escuchar de forma pasiva, me refiero a trabajar activamente mediante la escritura, la auto observación y la reflexión con las pautas que Carlos ofrece para así integrar el aprendizaje de su conocimiento. Te guiará para que trabajes en tus palabras claves, vectores pasivos, vectores activos, energía, vibración y frecuencia para conocerte interiormente. El cambio de perspectiva de mi realidad ha sido fantástico, sigo siendo el mismo de siempre pero gracias al Taograma me comprendo y acepto internamente y ello se refleja en mi mundo exterior.

    No me gusta adular a nadie pero si ser sincero y directo: la personalidad y energía de Carlos hará que te comprometas con el trabajo y por tanto contigo mismo. Es un gran maestro y pocas personas conozco con tanta sabiduría y autenticidad.

    Responder
  8. Reyes

    No es la primera vez que trabajo con Carlos. Y tampoco será la última. Con Carlos tomo consciencia de aspectos de mi Ser, de mi consciencia, de mi subconsciente que están latentes y no puedo percibirlo, salvo en sus consecuencias y efectos. En este caso he trabajado el Taograma.

    Hace años quise introducirme en el I Ching, pero me resultó de una gran complejidad. Ahora, gracias al Taograma y las instrucciones exhaustivas y detalladas de Carlos, he conseguido adentrarme en una parte desconocida por mí.

    Una mirada profunda hacia dentro y hacia fuera. Porque si importante es mirar hacia dentro, también lo es mirar para ver los efectos de las causas, como bien nos dice Carlos. Un ejercicio de observación en toda regla.

    El resultado: una sincronía con el momento que estaba a punto de vivir y de experimentar. Cómo gracias al Taograma he conseguido hilar más fino y encontrar una de las muchas raíces que afectan a mi vida. Desde observar recuerdos, decisiones, consecuencias de hacer y no ser, contextos que afectan y que ni siquiera lo contemplamos, deseos y anhelos que no escuchamos……todo se enciende y comienza a tener sentido.

    Carlos, es un gran guía. Te va dando las indicaciones y las explicaciones necesarias para que tu hagas esta travesía con éxito. Para que navegues en lo más profundo de ti y llegues a puerto con toda la información necesaria para entender y comprender aquello que la vida te trae.

    Sin duda, algo totalmente recomendable. Totalmente diferente y enriquecedor.

    Responder
  9. Alberto

    Tras haber trabajado mis principios con Carlos y haberle dado algún giro importante a mi vida que jamás imaginé, hemos avanzado un paso más a través del Taograma.
    Esta vez el objetivo es encontrar el camino relacionado con aquello que quieres encauzar en tu vida, formulando la pregunta de forma concreta, identificandolo al máximo y con el fin de llegar a respuestas inspiradas en claves que Carlos te da de guía basadas en tu tirada y resultado del I Ching.
    Precisa de tu esfuerzo como siempre, con preguntas que te tienes que autoformular, redactando respuestas, indagando en tus miedos y reflejo en los demás.
    Me costó al principio familiarizarme con la terminología, pero con tiempo y la concentración suficiente va rodando.
    El resultado en mi caso ha sido dar con las acciones concretas y el camino que suponga el término medio entre mantenerte paralizado por tus miedos y el extremo que podría suponer decisiones compulsivas.
    Todavía me quedan muchos pasos por dar, pero el movimiento ha arrancado con pequeñas acciones y sobretodo, el haber ido descubriéndome más tanto en mus fortalezas como debilidades.

    Responder

Enviar un comentario

Por favor acceder para comentar.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

centro punto cero utiliza cookies | si continúas navegando aceptas su uso | pulsa en este enlace para más información

  ACEPTAR
Aviso de cookies