Seleccionar página

Esperar un milagro o aceptar y soltar definitivamente  

  RSS

Nat
 Nat
(@nat)
nuevo miembro
Registrado: hace 3 meses 
Respuestas: 1
26/07/2018 6:16 pm  

Hola Carlos,

No sé si tú me podrás echar una mano... al cuello ya me la eché yo sola y tampoco me funcionó.

Mi 2017 ha sido un año de pérdidas. En orden cronológico: mi salud, nada grave, pero tengo artrosis y una hernia discal. Mi perrita, adorable y mi gran amor, la envenenaron en un parque y aunque fuimos a urgencias en menos de 12 horas la perdí. Y mi pareja, que decidió terminar.

Mi salud la llevo bien, apenas siento dolores ya, el año pasado muchísimos.

Mi perrita... sé que nunca la recuperaré y me duele en el alma no poder compartir mi vida con ella, pero sé, que algún día quizás nos volvamos a ver, al final todos somos energía, quien sabe, la echaré de menos siempre.

El problema es que he entrado en bucle con la ruptura de pareja, en ese bucle autodestructivo, ilógico y dañino. Te explico brevemente.

Nos cruzamos en el 2015 tras años sin vernos en una quedada de amigos y sentimos un flechazo. Comenzamos a escribirnos, cada uno vivíamos en un país distinto. Nos enamoramos como críos, sin tan siquiera habernos dado un beso ni habernos acostado, pero queriendo un futuro común. Decidimos apostar y se vino aquí (dado que también viven sus padres y muchos amigos), a vivir juntos, formar una familia y apostar por lo personal.

Cuando vino su actitud no fue la correcta, mayormente en la búsqueda de empleo de hecho nada era suficiente y solo busco durante 4 meses, lo que le hizo sentirse incompleto y de pronto aceptar un proyecto nuevo en otro país. No lo consultó conmigo ni nada, de pronto se fué a la entrevista a ver que le decían y lo aceptó. Luego dijo que igual había tomado una decisión excesiva, porque esto implicaba estar a miles de km. Que no quería volver a huir…(Parece ser que siente un agobio sistemático cuando tiene una relación).

Este proyecto le llevaría más de 1 año, yo... por amor, acepté que aquí no podía estar mirando al cielo y acordamos que tras este proyecto se vendría y continuaríamos nuestro proyecto (aunque también le dije a lo largo del año que teníamos que analizar que quizás tuviéramos que irnos, aunque parecía que para el... lo mejor era España)

Pasó lo de mi perra y se me fue la pinza, cuando sucedió todo... él estaba aquí, vino unos pocos días. Pero al irse, y sentir que yo seguía hundida y él había desconectado... pues sí, se me fue la pinza y comencé a exigir, y puse un ultimátum probablemente horrible, el de que me tenía que asegurar que tras este proyecto se iba a quedar en España.

A lo cual él me dijo que no me lo garantizaba, me enfadó tanto (dado que tampoco me ha ofertado nunca irnos juntos a otro país) que en mi locura le dije que se viniera a por sus cosas.

Y eso hizo, vino y se las llevó.

Luego comenzó a escribirme, que se sentía triste y solo, que a veces se toman medidas que van en contra de la felicidad, que estaba enfadado con el mundo y consigo mismo... Luego otro día que se sentía desorientado. Otro que necesitaba estar en paz consigo mismo, aunque no tuviera objetivos vitales y que no quería sentir que estaba fallándose a sí mismo y a su entorno...

Yo apenas reaccionaba, tenía bastante con mi shock tras la muerte de mi perrita y no entendía nada sobre sus decisiones.

Tiré mi último cartucho, mandarle un mail, un mail de disculpas, de amor y cariño, un mail que escribí con tiempo y calma.

Tras una semana me contestó, echándose la culpa de todo y en resumen diciéndome que era una mujer maravillosa, inteligente, guapísima...  etc., etc., pero que él no me podía dar las cosas que yo quería de la relación.

Le llamé para decirle que había leído su email... andaba diferente, que si él no estaba seguro de formar familia, que quiso cuando era un crio, pero luego acepto que no le iba a suceder y lo tenía aparcado, que si le quedaran 6 meses de vida lo primero que haría es terminar este proyecto.  Que yo tenía que entender lo que engancha ese trabajo, que allí había un hombre con leucemia, con su mujer en Croacia y su hijo en Israel, y que allí estaba dándolo todo...

En Febrero quedamos, me contó que andaba en plena crisis existencial, que no sabia ni quien era. Que la empresa le había dado trabajo en España, pero que donde le llevaban era más difícil formar una familia que donde yo vivo, que todos los cabreos que tenia consigo mismo no le dejaban ver lo bien que se podía estar en una relación. Sentí compasión, la verdad… Y yo… seguía intentando superar lo mío y buscándome ilusiones.

Tras meses sin saber de él volvimos a quedar… y supongo que me comí un tanteo en toda regla. Habló de la relación, de la intimidad que tuvimos, la pasión… le estuve escuchando y la verdad no voy a negar que con su forma de mirarme y hablarme… me ilusioné… Me dijo que en verano iba a venir, que si nos podíamos ver, que pensaba dejar su empresa, pero que le mandaban mes y medio fuera. Que nos viéramos este Agosto.

Lo que si que le comenté es que en nuestra relación había fallado el compromiso (para mi al menos es estar juntos donde sea, pero juntos, tomando decisiones). El se puso a la defensiva y me dijo que como iba a comprometerse si no sabia ni donde iba a poder estar tras este proyecto…

De pronto me cuenta que deja su empresa finalmente y que le han cogido en otra, para quedarse en España….

Y yo… esta claro, que debo de ser corta, porque pienso… Bueno, pues igual en Agosto nos vemos y tiramos palante… Pero… resulta que esta viniendo fines de semanas por aquí y a mi no me ha dicho ni mu.

Y ahora yo... no se ni dónde meterme, entiendo que debo aceptar y soltar, pero he entrado en un bucle del que no logro salir y no sé qué pautas seguir.

Siento todo el rollo que te he mandado.


ResponderCitar
carlos
(@carlos)
Comunicador de tribu admin
Registrado: hace 5 años 
Respuestas: 142
30/07/2018 5:48 pm  

hola, nat, ¿cómo van las cosas? veo que estás enredada en una relación inconclusa, y esas son de las peores porque parece que no deberían doler...

pero, evidentemente, duelen

te cuento cómo lo veo yo. te dejo enlaces en negrita y en color más oscuro, léelo todo

si algo no te cuadra, si no sientes esa verdad que te mueva hacia tu propia felicidad, por favor, deja de leerme

no pretendo ser referente para ti ni para nadie, de absolutamente nada, sólo expreso lo que resuena en mi interior, lo que viví con mis experiencias  con el fin de que esa verdad que hay en mí te ayude a trascender lo que te duele:

 

Nos enamoramos como críos, sin tan siquiera habernos dado un beso ni habernos acostado, pero queriendo un futuro común

bueno, pues aquí empieza la movida, ¿no? el otro día tuve un encuentro con alguien que necesitaba hablar conmigo, y no paraba de decirme: "claro, es que tú creerás que...", "seguro que ahora estás pensando que...", "no me extrañaría nada que me vieras como..."

vamos, que no dejaba de pensar por mí proyectaba en mí todo lo que él era

ése es el primer error del autojuicio: creer que el otro está pensando lo que, en realidad, está en la cabeza de uno

llevo impartiendo cursos para hablar en público unos quince años, y siempre aparece alguien con el rollo este de "es que me da vergüenza, porque los demás estarán pensando que yo..."

ah, que ahora lees la mente de los demás...

te cuento esto porque eso de "nos enamoramos como críos" es una percepción tuya; no importa lo que hiciera, lo que dijera, lo que creíste ver... en realidad te enamoraste tú, es más, yo diría que generaste tú una dependencia, y el resto fue fruto de tu proyección

si eres capaz de comprender esto [porque entender sé que lo entiendes, que se te ve una tía bastante espabilada], llegarás a la conclusión de que tu línea de tiempo la torciste tú; fuiste tú quien se metió en el berenjenal de armar toda una futura relación basándote en una mera conjetura personal

sin beso, sin sexo, sólo con larguísimas letanías de mensajitos, no hay amor, nat. no flipes, hazme el favor. esto lo veo mucho en relaciones por internet, donde hay gente que llega a prestar dinero a gente que ni conoce, que llega a hipotecarse por alguien de quien, dice, se ha enamorado, aunque sólo la ha visto en fotos, y cosas aún peores

dependencia total

nuevamente, insisto: sé que para ti sí era algo real, sé que sentías atracción, que estabas totalmente segura de que era de verdad...

pero esa era tu historia la suya, ya la conoces:

 

solo busco durante 4 meses, lo que le hizo sentirse incompleto y de pronto aceptar un proyecto nuevo en otro país

no es que buscara poco, se rindiera y, entonces, se sintiera incompleto

es que ese ya venía incompleto de fábrica 😓

me acuerdo de esa escena de aterriza como puedas, que una mujer dice: no te quiero, yo quiero un hombre entero, y al tipo que la está escuchando se le empieza a caer una pierna, un brazo... 😂

como te digo, este venía con taras, con un agujero abismal en su energía femenina, y quiso completarse, madurar, realizarse como hombre a través de una madre, una esposa wendy [tú] que le quitara las telarañas y le empujara a comerse el mundo, cosa que él, por sí mismo, no tenía mucha pretensión de hacer

él es el clásico peter pan capaz de alzar el vuelo ante una situación de compromiso, que acabó encontrándose con la horma de su zapato: la pérdida de tu perra

es curioso, lo que nos enseñan esos grandes amigos del ser humano... me conozco algún caso como el tuyo, y se me ponen los pelos de punta

el caso es que esa fue también su lección, no únicamente la tuya. tu perra se fue para poner orden en vuestras vidas, la de los dos, para demostrarle a él que la pérdida en una relación es un hecho que debe afrontarse, no huirse

él, tan dado a los escaqueos en cuanto las cosas se ponen tensas dio con la mayor lección de todas, y tú hiciste muy bien al sentir lo que sentiste, diciéndole, con el corazón en los huesos, que o se ponía las pilas o te ibas a cagar en la puta madre de alguien:

 

puse un ultimátum probablemente horrible, el de que me tenía que asegurar que tras este proyecto se iba a quedar en España.

no, nat. no es un últimatum horrible. es un ultimátum cojonudo, fantástico

dices que se te fue la pinza, pero yo en esto vi a una mujer con dos cojones, imponiendo lo que realmente sentía y deseaba, que era una relación de verdad, de amor, de apoyo, porque si tanto mensaje había circulado entre vuestros móviles durante semanas o meses, lo mínimo que debía ocurrir era tener su energía, no su desplante

el problema es que tú llevabas mucho miedo encima: la artrosis, la hernia, la perra, todo demasiado duro, mucha pérdida, mucho cambio, mucha adaptación, y mucha lección trascendente para ti, así que te amilanaste un poco, te viniste abajo, creíste sentir que debías pedir menos, y en esa rebaja de tu autoestima llegó tu condena:

 

Tiré mi último cartucho, mandarle un mail, un mail de disculpas, de amor y cariño, un mail que escribí con tiempo y calma.

disculparte, ¿por qué? ¿por estar pasándolas putas y pedir compromiso a una promesa?

hiciste lo que sentías, y eso debería descargarte de toda culpa. no todo el mundo puede enorgullecerse de decir lo que siente

ahora deberías llorar, dulcemente, por haber dado todo en esta relación [cogida con alfileres, todo hay que decirlo], deberías llorar por haberte sentido, quizás, estúpida e infantil, por haberte creído un cuento que sólo estaba en tu cabeza; deberías llorar para soltar y seguir adelante, porque fuiste tú la que amasaste un escenario virtual en el que te quedaste encerrada

llorar puede ayudarte mucho [si tienes ganas, claro]; si algo irrumpe en ti, si algo te dice "esta historia acaba aquí" y decides pasar página, creo que es el momento de empezar a responsabilizarte de todo este episodio que ha resultado como proyección de una carencia afectiva [resultado de tu energía masculina debilitada], y al que debes poner punto y final [hoy mismo si te fuera posible]  

 

resulta que esta viniendo fines de semanas por aquí y a mi no me ha dicho ni mu.

y es que por fin se ha escaqueado, obteniendo la energía que necesitaba: tu apoyo, la posibilidad de una relación que él necesitaba para formalizar todo esta mudanza laboral en la que se sentía desubicado

mucho mejor contar con alguien en la retaguardia, en lugar de ir a pelo, ¿no?

obviamente, cuando las cosas han funcionado y otra mujer ha aparecido en su línea [sí, hay otra, olvida ya el asunto], tú, que andas con tu carencia, pidiendo a gritos una ayuda para salir de tu agujero, tú que fuiste capaz de presionar sin fundamento a alguien con quien no había nada has acabado aparcada, quizás definitivamente, para él poder embarcarse en alguna otra relación en plan parásito y acomodarse junto a alguien que [ahora sí] le dé seguridad

así es como él ha reflejado tu propia búsqueda, porque tú estás buscando un sustento emocional que se ha perdido entre tanta pérdida

en definitiva, nat, él ha venido para que aprendas a integrar lo que deseas de la otra persona. y vas a tener que hacer eso, integrar, es decir, desarrollar la masculinidad que has perseguido, en lugar de llorar por los trozos de la femineidad que él te ha usurpado

mi consejo: desarrolla un proyecto de masculinidad, de concreción, algo donde tú generes una acción ahí fuera, en el mundo; puede ser un cambio, un viaje, un proyecto, un negocio, un blog, una ayuda a los demás...

la única forma de romper con un cronograma de dependencia, es desarrollar un cronograma de autodependencia, así que ponte ya manos a la obra

sé original
busca en tu corazón
siempre hay una respuesta

te mando ánimos, recuerdos a tu perra y un abrazo para todo lo que está por llegar, que es mucho 🌟💓🙋‍♂️ .


ResponderCitar

uso de cookies

centro punto cero utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de la política de cookies.

pulsa en este enlace para más información. ACEPTAR

Aviso de cookies
  
Trabajando

Por favor Iniciar Sesión o Registro