Confinados en máquinas cuánticas

Parece que toda nuestra evolución está proyectada en el desarrollo de la tecnología, y la tecnología tiene como único fin trascender a nuestro cuerpo.

Superar nuestras limitaciones físicas, potenciar nuestro limitado aparato sensorial.

Esto plantea muchos e inquietantes interrogantes sobre nuestro destino… y muchos nuevos planteamientos sobre nuestro presente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.